USO presenta ante el TSJA un Recurso contra las Órdenes de Educación que pretenden retirar el concierto educativo a unidades de Infantil en centros de Escuelas Católicas

La Federación de Enseñanza de la Unión Sindical Obrera de Andalucía (FE-USO-Andalucía) ha presentado esta misma mañana ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía un Recurso Contencioso Administrativo contra las Órdenes de 27 de marzo (publicadas en el BOJA del 11 de abril) de la Consejería de Educación, por las que resuelve la solicitud de conciertos educativos de siete centros andaluces de Jaén, Córdoba, Huelva y Sevilla (todos ellos asociados a Escuelas Católicas), a los que pretende retirar el concierto educativo, de manera progresiva desde el próximo curso académico, comenzando por el primer curso de Educación Infantil hasta el 4º curso de la ESO.

En el mismo recurso, la FE-USO-Andalucía ha pedido al TSJA la suspensión cautelar de las mencionadas Órdenes, para evitar el daño irreversible que se podría ocasionar para los trabajadores de los centros y las familias, dadas las fechas en la que estamos.

Esta decisión de la Consejería de Educación, arbitraria, injusta y enormemente irresponsable, supone para los trabajadores afectados por las unidades a las que la Administración trata de suprimir el concierto, un daño extraordinario ya que podrían perder su puesto de trabajo, a pesar de que son trabajadores de centros estables y viables, que cuentan con una alta demanda social. Supone, además, un ataque frontal contra la libertad constitucional de las familias a la hora de elegir el modelo educativo que quieren para sus hijos.

En el próximo curso podrían verse afectadas 8 unidades, lo que implicaría la pérdida de unos 10 puestos de trabajo. Pero, si finalmente, la Consejería prosiguiera con su actual política educativa contra estos centros, destruiría más de 100 puestos de trabajo directos entre docentes y personal de Administración y Servicios, de plantilla y, además, induciría el desempleo de otro importante grupo de trabajadores de contratas externas (comedor, limpieza, transporte, etc.). Para FE-USO-Andalucía es un verdadero disparate que la Consejera de Educación origine una crisis artificial en estos centros y que mueva al alumnado –como si se tratara de ganado- de unos centros concertados a determinados centros públicos, con menor demanda.

La USO ha venido luchando firmemente por el mantenimiento de los puestos de trabajo y por el concierto educativo en todos los centros concertados que cuentan con suficiente demanda por parte de las familias, en la Mesa de la Enseñanza Concertada y en diversas movilizaciones en estos últimos meses, pero la Consejera de Educación no ha rectificado su decisión. Por esa razón, la USO acude al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, tras haber emprendido la misma iniciativa los padres y los titulares de los centros afectados.

Finalmente, comunicamos que la FE-USO-Andalucía se suma a las movilizaciones que se van a desarrollar durante estos próximos días, en defensa de los conciertos educativos en todos aquellos centros que cuentan con demanda social más que suficiente.