USO firma el Acuerdo de Recolocación del Profesorado afectado por la no renovación de conciertos educativos

La Federación de Enseñanza de la USO de Andalucía ha firmado, esta misma mañana, el Acuerdo de Recolocación del Profesorado afectado por la no renovación de conciertos educativos, con la Consejería de Educación, junto al resto de sindicatos y patronales miembros de la Mesa de la Enseñanza Concertada. Este acuerdo, aunque bastante cicatero por parte de la Consejería de Educación, resulta muy necesario en estos momentos, ya que va a permitir poder recolocar a muchos (esperemos que a la totalidad) de los profesores afectados por la política de acoso a la enseñanza concertada de la Consejería de Educación.

Acuerdo (Documento en PDF)

Los aspectos más positivos del Acuerdo, a nuestro juicio, son los siguientes:

• El mero hecho de que podamos suscribir un acuerdo, en unas circunstancias económicas y políticas muy difíciles, puede ayudar a recolocar a muchos de los afectados.

• La vinculación del Acuerdo al artículo 23º del VI Convenio Colectivo facilita que todos los centros, al menos, reciban a los afectados de la lista, antes de cubrir alguna vacante.

• El ámbito temporal de un curso de duración, tras el que será evaluada su eficacia, nos podrá permitir activar otras nuevas medidas de recolocación, en el caso de ineficacia del acuerdo.

• Las condiciones beneficiosas para los afectados que contemplan poder estar en la lista de recolocación si se ha tenido un contrato indefinido, temporal con una duración mínima de dos años, o haber cumplido un curso académico completo en pago delegado, con un horario mínimo de 9 horas lectivas semanales, en todos los casos anteriores.

• El compromiso de la Consejería de Educación de facilitar los datos relativos a las vacantes en todos los centros concertados, que hasta ahora no nos facilitaba.

• La financiación de la totalidad de los costes sociales y salariales, en las jubilaciones parciales con contratos de relevo, tanto del jubilado, como de su relevista, en los mismos términos que lo viene haciendo hasta el momento.

• Se contempla en el ámbito personal del acuerdo a todo el profesorado afectado por la reducción –total o parcial- o por la transformación de conciertos educativos. No se pone ninguna otra condición, derivada del tipo de centro o de su modelo pedagógico.

• Para el profesorado que integre la Lista de Recolocación se mantiene el complemento salarial por antigüedad que viniera percibiendo, como CPTA (Complemento Personal Transitorio de Antigüedad).

• El profesorado incluido en la Lista de Recolocación estará obligado a formarse participando en las acciones que se le ofrezcan para adecuar su perfil profesional a las demandas de los centros.

• Podrán incluirse en la Lista de Recolocación aquellos jubilados parciales que vean rescindido su contrato de trabajo, así como sus respectivos relevistas, a causa de la reducción o transformación de conciertos educativos.

Los aspectos más negativos que apreciamos en el Acuerdo, son los siguientes:

• Prácticamente uno, pero importante: la cicatería de la Consejería de Educación, que no pone ningún nuevo recurso adicional para facilitar la recolocación de los afectados; recursos que los sindicatos y las patronales les habíamos demandado: más unidades concertadas, mayores plantillas de profesorado, nuevas sobredotaciones, así como completar las horas de los relevistas hasta la jornada completa. Pero, nada de nada; solamente podremos recolocar a los afectados en las vacantes ordinarias, en las jubilaciones parciales y en las sustituciones. Al menos en este primer año prácticamente todo lo pone el propio sector, la Consejería pone bien poco.

Una vez más llama la atención el trato asimétrico que aplica la Consejería de Educación a la enseñanza concertada, respecto a la enseñanza pública. La Consejera de Educación anunció recientemente que, para el próximo curso, van a crear 850 nuevos puestos de trabajo en la enseñanza pública y, por lo que se ve, ninguno en la enseñanza concertada. Utilizando sus propios datos, según los cuales en Andalucía hay una proporción de centros públicos del 80% y del 20% de centros concertados, si va a crear en la enseñanza pública 850 empleos, debería crear en la enseñanza concertada la cuarta parte de la cifra anterior; es decir, 213 puestos de trabajo. Pero no va a crear ninguno. ¿Dónde está el equilibrio que pregona?