Intervención del Secretario General de FEUSO en el Congreso de los Diputados

Antonio Amate, Secretario General de la Federación de Enseñanza de USO, intervino el 6 de marzo en el Congreso de los Diputados, dentro de la Subcomisión del Pacto Educativo, en la que están interviniendo destacadas personalidades e instituciones del mundo educativo con el fin de aportar sus valoraciones y propuestas para alcanzar un acuerdo en materia educativa que supere los conflictos actuales.

Para el Secretario General de FEUSO, su intervención en este debate “es la de intentar agregar algunas ideas que puedan contribuir a construir ese Pacto Educativo que quede al abrigo de la confrontación política y de los vaivenes del péndulo electoral”. Como punto de partida, remitió a los asistentes a la Resolución General de FEUSO aprobada en su VII Congreso celebrado en el mes de junio de 2016. En esta Resolución, FEUSO apuesta por la complementariedad de los modelos educativos, por la convivencia pacífica entre la enseñanza pública y la enseñanza concertada con el fin de defender la igualdad de oportunidades, la pluralidad y la libertad.

Antonio Amate propuso a la Subcomisión que el Pacto Educativo se asiente sobre las cuestiones educativas y se haga todo lo posible por apostar por el acuerdo y renunciar a la beligerancia. Para ello, hay que aparcar los asuntos más polémicos para centrarse en los asuntos más importantes (que no son los mismos). Lo que funciona, es mejor dejarlo como está, y concentrar los esfuerzos en mejorar lo que es mejorable. No tienen sentido seguir alimentando polémicas y enfrentamientos estériles que no conducen a nada. “Si existe una verdadera voluntad de pactar –dijo el Secretario General de FEUSO-, todas las partes implicadas deberían declarar una tregua y también un cese de actuaciones hostiles para propiciar un clima de encuentro más colaborativo y un verdadero espacio de negociación con voluntad y posibilidad de concluir en acuerdos”.

En relación con la libertad de los padres para elegir la formación moral y religiosa para sus hijos, afirmó que se debe “superar el debate de la laicidad. Sobre la asignatura de Religión se pueden estudiar configuraciones que puedan ser aceptadas por todos y que actualicen su presencia en la escuela dentro del actual contexto social (respetando, además, la voluntad democrática de las familias, que siguen eligiendo de manera mayoritaria esta opción)”.

Dos cuestiones de vital importancia resaltó en su intervención: el papel del profesorado y la financiación de la enseñanza. Sobre la primera, destacó que el éxito de cualquier reforma educativa dependerá de si se cuenta con su opinión profesional y con su experiencia. “El sistema educativo –dijo- y toda la sociedad deben respetar, valorar y dignificar la profesión docente”, sin que se produzcan el mínimo de injerencias en el trabajo de los profesionales de la enseñanza. Para mejorar la calidad del trabajo que realizan los docentes, desde FEUSO se propuso “una mejora significativa y justa de sus condiciones de trabajo”.

Sobre la financiación de la educación, “el principal caballo de batalla”, FEUSO denunció cómo “de la mano de la ideología, como prejuicio que alimenta la acción política, aparece el problema del concepto que se tiene de los recursos públicos, de su utilización y de su distribución. Existe una tendencia cada vez más marcada a separar los recursos públicos de su origen (que son los contribuyentes)”. Desde FEUSO se criticó la existencia de un tratamiento segregador en la asignación de fondos públicos a los colegios concertados, “mermados significativamente en recursos materiales y humanos para dar la calidad del servicio que todos los alumnos merecen”. En esta dirección, se pidió que el Pacto aborde de una vez por todas la financiación de la escuela concertada en profundidad. “Que se determinen con claridad las necesidades. Que se establezcan unas plantillas suficientes. Que se iguale la oferta de todos los servicios educativos. Que se fijen con claridad los costes del puesto escolar”. Para FEUSO, no se puede discriminar a ningún alumno “por la razón de la titularidad del centro que sus padres hayan escogido”.

Tras un turno de preguntas de los políticos asistentes a esta reunión, el Secretario General de FEUSO finalizó su intervención ofreciendo la colaboración de FEUSO para trabajar en la consecución del Pacto Educativo “con aportaciones y propuestas que entendemos necesarias”.